6.11.06

Uno es vuestro lider, el Cristo

El tema de Ted Haggard es especialmente penoso.
Yo solo espero que le sirva a la iglesia del Señor para olvidarse de los "grandeslideres". Hermanos, nosotros ya tenemos un lider, el más grande que ha pisado la faz la tierra, uno que se despojó de todo, y vino a servir, no a ser servido, que vino a sanar al enfermo, a buscar a la perdida, a restaurar lo que estaba roto.
"Ni seáis llamados maestros; porque uno es vuestro Maestro, el Cristo." Mat. 23:10
Leía hace un tiempo, que la traducción adecuada sería:
"Ni seáis llamador lideres; porque uno es vuestro Lider, el Cristo"
Nada me diferencia a mi de Ted Haggard, "el que piensá estar firme, mire que no caiga", dependo cada día de la misericordia del Señor.
Cuando ponemos nuestra confianza en hombres, en "el brazo de carne", cuando buscamos los grandes numeros, la influencia y la política, se lo estamos poniendo extremadamente fácil al enemigo de nuestras almas; "cuida que tu ministerio no sea vituperado", dice la Palabra.
Se acabo el tiempo de "lideres", es el tiempo de los siervos.

3 comentarios:

  1. Jaaziel, he seguido un tanto el caso de Haggard, pero no lo había puesto en perspectiva como tú. Gracias por eso.

    Sin embargo, creo (y es sólo mi observación) que este suceso no tendrá el impacto sobre los creyentes que tuvieron las trágicas controversias de los 80, tipo Swaggart o Fallwell. Acá en EEUU se está hablando más de este caso en relación a la política (lo cual no me importa mucho, en cuanto al orden eterno de las cosas) que a la iglesia.

    Esto puede ser porque mañana estamos en elecciones congresionales y gubernamentales, pero quiero creer que la reducción del impacto sobre la Iglesia es un buen indicador de que las cosas se van moviendo en el sentido que expones.

    En reposo,

    A&R

    ResponderEliminar
  2. Anónimo10:28 p. m.

    Tal vez sea una "oportunidad" de autocrítica, de replantear la cultura política que se respira desde los cristianos norteamericanos: esa ecuación Dios=Patria, Bush=enviado de Dios, es nociva, ciega de historias pasadas.. por mi parte, creo que está por demás ponerle calificativos.

    En efecto, creo que tuvieron dónde cortar algunos degolladores del partido no oficial en el poder (léase estrategia política cotidiana).Pero no deja de ser una desgracia, una puntita más del iceberg de decadencia por el "intercambio" viciado que se hace entre algunos "grandes líderes" cristianos y los otros "grandes líderes" de todo el mundo.

    Esto contribuye a alimentar la distorsión de lo que significa el cristianismo en otros lados del mundo (donde está ya más que distorsinoado...lease países de mayoría islámica).

    Esto duele al Cuerpo (más allá de las nacionalidades). Mi esperanza ees que en ese dolor, en términos de CS.Lewis, se escuche la Voz de Dios en un tono más alto (que no creo, por cierto, que sea la misma voz de quienes profetizaron el "hallazgo de las armas de destrucción masiva en Irak", "profetas" cercanos al pastor Haggard).

    ResponderEliminar
  3. Che Jazzy, también es el tiempo de los "siervos" que quieren ser líderes, pero no se atreven a llamarse así porque saben que no está bien visto ya.
    Es decir, serán la misma **** con otro nombre. llámame "siervo" te dirán, como tú quieras, pero soy tu LIDER. Y Dios me envía "visión" a mí, y a ti no. (Nada nuevo bajo el sol)

    ResponderEliminar