28.6.05

Eternidad en mi corazón

“Todo lo hizo hermoso en su tiempo; y ha puesto eternidad en el corazón de ellos, sin que alcance el hombre a entender la obra que ha hecho Dios desde el principio hasta el fin.” Eclesiastés 3.11

Que mi voz no se deje de oír cuando ya no este.
Que mi voz retumbe, cante, clame, implore, gima una vez me haya ido
Que mi voz, como mi espíritu, viva para siempre
Que mi voz te siga alabando y bendiciendo una vez me haya ido, y que sea de generación en generación, de tiempo en tiempo, de eternidad en eternidad.
Hay gozo en mi corazón, porque yo se que El es Fiel y Verdadero, que cumple sus promesas

“Si el mundo os aborrece, sabed que a mí me ha aborrecido antes que a vosotros. Si fuerais del mundo, el mundo amaría lo suyo; pero porque no sois del mundo, antes yo os elegí del mundo, por eso el mundo os aborrece. Acordaos de la palabra que yo os he dicho: El siervo no es mayor que su señor. Si a mí me han perseguido, también a vosotros os perseguirán; si han guardado mi palabra, también guardarán la vuestra.” Juan 15.18-20

Hoy me acuerdo de mi amigo, de mi hermano el poeta, tal vez leyendo este poema, escuchando su voz y su canto. Te extraño, te amo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada